Os presento Urdaibai… a pesar del mal tiempo

Amigos, hay un rinconcito en Vizcaya entre mar, río y montañas donde la vida se vive despacito. Los paisajes, salpicados de vez en cuando por alguna pequeña localidad son verdes, que te quiero verde y conviven pájaros, jabalíes y surfistas.

Os hablo de Urdaibai, mi descubrimiento del verano y un museo de la naturaleza al aire libre donde puedes pasarte el día contemplando los cambios de la ría, de las mareas, de las nubes y del clima. Todo muy despacito.

En Urdaibai se vive bien, se respira mejor, se come a lo vasco y el clima… bueno, dejemos lo del clima que íbamos muy bien.

Vista aérea

Vista aérea

Declarado Reserva de la Biosfera y Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, aquí hay turismo para todos los gustos y todas las edades.

Date un paseo por esas localidades esparcidas entre el verde; visita la ola de Mundaka y sus surfistas (oh Dios, sus surfistas!), llena el maletero de conservas en Bermeo, ármate de valor y sube a Elantxobe, porque hay que ser muy vasco para colocar un pueblo en ese sitio donde hasta los autobuses lo tienen complicado y siéntete vasco la hostia en Gernika.

Come, come como si no hubiera un mañana; aprende a potear con naturalidad, un pintxo en cada bar y todos bien regados con un zurito.

Prueba a hacerte pasar por autóctono. Pon acento, intima con todos los señores con txapela que te encuentres, apréndete la alineación del Athletic, saluda con un Aupa! y despídete con un agur alto y claro y sobre todo, habla de la mar y las mareas como si entendieses.

Ponle velas y reza al santo que corresponda para que salga el sol y puedas disfrutar de las maravillosas playas de la zona. No te extrañe ver a locales bañándose mientras tú llevas un polar puesto, pero asúmelo, ellos son vascos, tú no.

Y sobre todo, toca la campana en San Juan de Gaztelugatxe y pide volver, porque te aseguro que te vas a ir con pena de este lugar.

LASER ARTE URDAIBAI

Playa de Laga. Foto Xabi, aka Mister Bizkaia.

Playa de Laga. Foto Xabi, aka Mister Bizkaia.

 

Elantxobe. Foto Traveler un día con sol

Elantxobe. Foto Traveler un día con sol

San Juan de Gaztelugatxe

San Juan de Gaztelugatxe

Mundaka

Mundaka

 

 

Info y turismo:

Anuncios

Signos de evejecimiento. Capítulo III: Cuando en tu maleta van más medicamentos que bragas

Asumámoslo…. había una edad en la que los viajes se hacían de otra manera. Durante nuestros años mozos podíamos dormir en tiendas de campaña sin que nuestras espaldas se resintieran, íbamos de mochileros por la vida y nos parecía de lo más exótico, de lo más bohemio. Las resacas no existían, los pies no dolían y afrontábamos el jet lag como una aventura.

Asumámoslo… esa edad, ha pasado y este verano mi maleta, (ya con ruedas) mi espalda, mis resacas y mis pies, están dando buena cuenta de ello.

No se trata de la vejez, se trata de hacerse grande, de que a estas edades empieza a importar el colchón en el que duermes, tu intestino ya no es el que era y en tu maleta viajan más medicamentos que bragas. Antimosquitos, antimedusas, tiritas, solución para todo tipo de picaduras, pastillas contra los gases, contra el ardor, contra los dolores de cabeza, contra los mareos, cremas solares, after sun, protectores de todo tipo, antibióticos... Y no creáis que todo esto lo digo por decir, lo cuento con conocimiento de causa, que con los dos viajes que llevo este verano ya podía haber montado una farmacia.

Que me sé de dos que empezaron un festival así,

 IMG_4766

y lo terminaron así, ( y eso a los 20 no pasaba)

unnamed

Pues eso amigos, que viajar sí, pero con clase, que estos cuerpos ya no son lo que eran.

 

 

 

Próximo capítulo: Amigos que se les va la cabeza y te convierten en tía antes de los 30.

 
Si te ha gustado esto también puede interesarte….
Signos de envejecimiento. Capítulo I: amigos que se les va la cabeza y deciden casarse
Signos de envejecimiento. Capítulo II: tu primera despedida de soltera

Roma, amor eterno

Roma. Foto Traveler.

Roma. Foto Traveler.

Han pasado diez años desde la última vez que estuve en Roma. Por aquella época era joven e inexperta y poco ducha en viajes, y en casi todo lo demás. Íbamos con el colegio a hacer un intercambio de esos de “conoce a los demás y así serás más tolerante”. Todo estaba programado y organizado y la profesora de latín se empeñaba en hacernos traducir todas las inscripciones que nos encontrábamos por el camino, (en Roma, os podéis imaginar) Antes de esa, había habido otras veces, siempre con el colegio y siempre con el latín. Desde entonces no he vuelto, (sí, tiene delito la cosa) y la separación ha sido larga y dolorosa. Pero mañana, mañana tengo appuntamento per colazione en Roma.

Roma es un museo arqueológico vivo, una ciudad eterna que nos muestra su pasado histórico en cada esquina. Llena de turistas y paraguas de guías turísticos y colas en todos lados. Pero esa no es la Roma que me toca esta vez, mi Roma de este viaje se va a saltar el latín, los turistas y las colas a la torera. Me pienso dedicar por completo a la otra Roma, a la más desconocida, la más bizarra pero la más romana. La Roma de la panceta, de las tripas, del capuccino, de las flores y los mercados, la Roma del nasone y de la comida en la calle. La Roma de los romanos.

Roma. Foto Traveler

Roma. Foto Traveler

Entre mis planes están comerme un tramezzino paseando por el barrio de Prati con sus boutiques y sus palacetes para disfrutar de la mejor vista del Tíber. Sentarme durante horas, (soleadas horas. Roma, hazme ese favor) en el mercado de campo di fiori a hacer un poco de turismo antropológico del que a mí me gusta y a pensar en la ejecución del pobre Giordano Bruno.

Campo di fiori y el pobre encapuchado Giordano Bruno. Roma. Foto Traveler

Campo di fiori y el pobre encapuchado Giordano Bruno. Roma. Foto Traveler.

Embobarme con los mosaicos de Santa María in trastevereAcercarme a la Real Academia de España en Roma (y no solo por el templete de Bramante) sino para asistir a la inauguración de una exposición y comprobar con alegría como a los buenos amigos se le cumplen sus sueños. Y pasear haciéndome pasar por bohemia europea por el Jardín Botánico.

Santa María in Trastevere. Roma.

Santa María in Trastevere. Roma.

Templete de Bramante. Roma. Foto Real Academia de Roma.

Templete de Bramante. Roma. Foto Real Academia de Roma.

 

Hasta mañana, Roma.

El fin del mundo está en el Algarve

Si no supiéramos como termina la historia seguiríamos creyendo que en el Cabo de San Vicente se acaba el mundo y que más allá sólo hay monstruos y criaturas desconocidas. Y es que estando allí es difícil no pensarlo. Un lugar, que como nuestro Finisterre, está lleno de misticismo y leyenda.

Ya los romanos decían que allí el sol era cien veces más grande que en el resto del mundo y hacía hervir al mar. Quizás por eso su puesta de sol se ha convertido en una de las más visitadas de Europa.

Cabo de San Vicente. Foto Remon Rijper.

Cabo de San Vicente. Foto Remon Rijper.

Cabo de San Vicente. Algarve. Portugal. Agosto 2013

Cabo de San Vicente. Algarve. Portugal. Agosto 2013.

Si pasas por allí acuérdate de llevarte una buena chaquetita, pues ya puede haber hecho el día más caluroso del año que soplará un viento huracanado que destrozará tu peinado.

Ya que estás por la zona aprovecha para darte un baño en las playas de alrededor, lugares sagrados para los surfistas. El agua está helada, pero ya se sabe que eso es buenísimo para la circulación. Así que no hay escusas.

Playa de Beliche. Algarve. Portugal. Agosto 2013

Playa de Beliche. Algarve. Portugal. Agosto 2013

Playa de Tonel. Algarve. Portugal. Foto Traveler.

Playa de Tonel. Algarve. Portugal. Foto Traveler.

Y no te dejes mi recomendación personal. La Playa de Cordoama, (Vila do Obispo) paraíso en la tierra.

Playa de Cordoama. Vila do Obispo. Algarve. Portugal. Agosto 2013.

Playa de Cordoama. Vila do Obispo. Algarve. Portugal. Agosto 2013.

 

 

Hoy querría estar en… Guatemala

No sé si fue a los nueve o a los diez años. Lo cierto es que ese viaje me marcó para toda la vida. Fue entonces cuando nacieron mis ganas inagotables de viajar, de conocer mundo, de conocer culturas y de hablar idiomas y fue entonces cuando nació mi amor incondicional por Latinoamérica.

Después de ese vinieron muchos viajes más, la mecha ya estaba encendida, pero ninguno me marcó tanto como ese, ya lejano, viaje a Guatemala. Ni la lejana y exótica Nueva Zelanda, ni el cosmopolitismo de Berlín ni los rascacielos de Nueva York ni… nada.

Ahora estoy / estamos más que acostumbrados a visitar otros lugares. Esto se ha convertido en algo cotidiano y “la inmensidad de lo desconocido se ha reducido enormemente y con ello nuestra capacidad de asombro”[1]

Pero a los nueve años mi capacidad de asombro seguía intacta y esa fue mi primera vez. Mi primer avión, mi primer viaje transatlántico, mi primer volcán en erupción, mi primera selva, mi primer (y único, por el momento) viaje en avioneta y también mi primer contacto con la realidad.

Por todo esto hoy querría estar allí. Pero por si os quedan dudas, hoy querría estar en Guatemala…

… para disfrutar de sus colores.  Desde los mercados hasta los cementerios, en Guate todo es de colores.

Cementerio de Chichicastenago. Foto de Joann Miller.

Cementerio de Chichicastenago. Foto de Joann Miller.

cado de Chichicastenango. Foto de

Mercado de Chichicastenango. Foto de IMS Bildarkiv.

… por sus telas. Renovaría todo mi armario con esas telas.

Telas. Foto de Sahu.

Telas. Foto de Sahu.

…para poder devorar en el Pollo Campero. La experiencia guatemalteca no es completa hasta que no se prueba ese pollo frito.

… para tomarme un roncito en la terraza del Hotel Casa Azul mirando al volcán. Por la época era demasiado pequeña para esos vicios.

Hotel

Hotel casa azul con el Volcán del agua de fondo. Foto.

… para encenderle un cigarrito a Don Maximón y de paso ponerle un par de velitas a ver si me echa una mano. Si tengo que rendirle culto a alguien que sea al Santo de los cigarros.

Don Maximón. Foto The Sydney Morning Herlad.

Don Maximón. Foto The Sydney Morning Herlad.

… para volver a pasear por Tikal e intentar descubrir de donde se sacaron los mayas eso del fin del mundo.

Tikal. Foto Traveler.

Tikal. Foto Traveler.

… para acercarme a los volcanes en el Lago Atitlán.

Lago Atitlán. Foto Traveler.

Lago Atitlán. Foto Traveler.

… para volver a los 9 años.

Lástima que en la época no hubiera cámaras digitales. Digitalizar las fotos me parecía excesivo.

Tengo un amor del norte

Ya sabéis que yo soy más andaluza que el gazpacho y más madrileña que el bocadillo de calamares, sí, tengo ese puntito bipolar, que le vamos a hacer. Pero tengo que confesarlo, tengo un amor en el norte y mi amor norteño se llama… Logroño, a ver que os estabais pensando. Y es que me tiene loca, tanto, que como se me vaya la cabeza, lo dejo todo, me voy y pongo un restaurante con bodega propia en medio del Espolón, (por soñar…)

Y es que La Rioja es la repera, se come bien, se bebe mejor y se vive…que eso no está pagado. En La Rioja he sido feliz cual perdiz y es que es muy fácil ser feliz en La Rioja, sobre todo si vas con una compañía como la mía. Me he reencontrado con amigos, (bendita amistad), me he reencontrado con el campo y las barbacoas, me he adueñado dos abuelas postizas, he comido como si me lo fueran a prohibir y he aprendido a distinguir vinos, (he aquí uno de los motivos de tanta exaltación riojana)

Viñas riojanas en Briones.

Viñas riojanas en Briones.

Logroño es la famosa calle Laurel y las bodegas, sí, pero es mucho más. Es la Iglesia de San Bartolomé, pequeña y austera, por ella estuve a punto de convertirme al cristianismo. Es la “Redonda” y su mini Miguel Ángel con historia rocambolesca. Es la calle Portales, donde pienso comprarme la casa cuando tenga restaurante y bodega. Es el Museo Würth, que allí donde Cristo perdió la chancla, tiene una buena colección de arte contemporáneo y un edificio de dejarte con la boca abierta. Y es, como no, El Ebro.

Pero también es tranquilidad, buenrollismo, que la gente te salude por la calle, que no existan las prisas y que siempre sea un buen momento para “echar un pintxo”.

San Bartolomé. Logroño. Foto Fernando López

San Bartolomé. Logroño.

Torres de La redonda

Torres de La redonda

Museo Würth. Logroño. Foto Gestio Museos.

Museo Würth. Logroño. Foto Gestio Museos.

A Gonzalo & family y Cris.

Typelovers en reunión. Entretipos

Gracias a la amabilidad de mixtolobo que me permite ser su corresponsal en todos los saraos pero sobre todo gracias, (gracias gracias gracias) a la inestimable colaboración de la beca father este fin de semana he sido uno de los más tipográficos de mi vida.

Y es que en Barcelona se lió parda y todos los typelovers del país, y parte del extranjero, nos reunimos allí para disfrutarlo. Se celebraba Entretipos, (y esperemos que haya más. ¿Quién dijo entretipos 2014?) un evento tipográfico que ha sido mucho más que eso porque ha habido de todo y todo bonito y muy muy bien hecho.

Cartel entretiposUna mañana de talleres. Jesús Morentin (impresión letterpress), Oriol Miró (caligrafía Copperplate), Clara Montagut (bordado tipográfico) y Pedro Arilla (diseño de tipografía) cada cual más interesates.

Y una tarde de conferencias, 7 nada más y nada menos y en todas aprendimos mucho.

En la de Balius, como siempre, lo admiré, en la de Clara me enamoré, (de ella, de su pelo y sobre todo de su trabajo) en la de Octavio aprendí, (y también sufrí por si ese hombre se nos ahogaba allí, en medio de todo el sarao)  en la de Manuel me lo pasé pipa, en la de Oriol flipé, en la de Marta me reí (y tomé notas para las mixtolobas) y en la de Pedro lloré, (de emoción, claro)

Conferencia Manuel Sesma. "Lo nuestro no tiene nombre"

Conferencia Manuel Sesma. “Lo nuestro no tiene nombre”

Pero entretipos fue mucho más, fueron regalos, sorpresas, consejos, ideas, fue conocer a maestros, fue ponerle cara a la gente que admiras, fue aprender y fue reunir a todos los frikis de la tipografía y typelovers, a los frikis nos gusta saber que no estamos solos.

Bolsita de entretipos llena de regalos.

Bolsita de entretipos llena de regalos.

Pero sobre todo fue un evento (atentos que viene la deformación profesional) muy bien organizado. La comunicación fue fantástica, los detalles encantadores y la organización precisa.

¡Vivan los entretipos y la madre que los parió! A por entretipos 2014

Con la colaboración de Mixtolobo, Casa Xavi, Eva de la Rocha y la beca father. Gracias.

Más fotos en la galería de @Littlemad

El alzamiento de Varsovia

1 de agosto de 1944 a las 17:00 inicia el levantamiento de Varsovia como parte del plan para liberar Polonia de las fuerzas nazis antes de que lo hicieran la Unión Soviética. Las fuerzas polacas resistieron durante 63 días pero sin aliados y con tropas menos equipadas que las alemanas el alzamiento costó la vida de 250.000 civiles polacos y con el 85 % de los edificios de la ciudad destruidos.

Cada año, el 1 de agosto la ciudad se paraliza durante un minuto en recuerdo y homenaje a las víctimas.

A Varsovia

 

El Monte Blanco, físicos nucleares y teorías cospiratorias

El monte Blanco está solo a 150 km de Turín y el domingo, en uno de esos momentos campestres que me dan influida por el espíritu de Andreas Hofer decidí que la montaña más alta de Europa era el sitio perfecto para pasar la siesta dominguera.

Ha pasado de todo en el monte Blanco. Expediciones de pioneros aventureros, investigaciones y observatorios, peleas entre italianos y franceses por la cima, (como si no hubiera nada mejor por lo que pelearse) y accidentes de aviones. Y hasta aquí todo normal para la vida de una montaña.

Un poco menos normal es el accidente de avión de la compañía Air India (AI 101) en 1966 en el que murieron 117 personas. Entre ellas el científico nuclear Homi Jehangir Bhabha conocido como padre del programa nuclear indio. La teoría oficial dice que fue un accidente como tantos pero la historia está rodeada de un halo conspiratorio y como no, la CIA está de por medio.

El 24 de enero de 1966 el Boing 707 de la compañía aérea Air India hacía el trayecto Mumbay – Paris cuando se estrelló en el Glaciar de Bossons en la cara sudeste del monte (parte francesa) Drama. Todo recordaba al accidente del Malabar Princess pocos años antes (1950) mismo avión, misma compañía y mismo sitio. Pero si en este último las circunstancias estaban más claras en el del AI 101 quedan algunas dudas por resolver.

Daniel Roche, francés entusiasta de los aviones que ha estado investigando el caso durante años sostiene que el avión fue alcanzado por un misil italiano para poder frenar así el avance del programa nuclear indio. Su teoría se basa en el hecho de que el 24 de enero de 1966 no se vio ninguna columna de humo en el monte y no hubo ninguna explosión, cosas normales cuando se estrella un avión, sobre todo si va cargado con 41.000 toneladas de fuel. Lo justifica además diciendo hay informes de que ese mismo día desapareció un avión militar italiano.

Para darle más morbo al asunto en el avión viajaban también 200 monos destinados a un laboratorio científico. Se cuenta, se dice, se rumorea, que alguno sobrevivió.

 

Fuente: Indian Aviation

El partido de la muerte

Acaba de terminar el Ucrania – Francia. No vivo demasiado lejos del estadio y oigo a los aficionados, que, a pesar de la derrota, vuelven a casa contentos, borrachos y cantando. Mis conocimientos sobre el fútbol ucraniano no llegan más allá de conocer la existencia del Dinamo de Kiev pero el fútbol de este país tiene una historia que contar.

Durante la década de los años 30 en la Unión Soviética el fútbol se había vuelto muy popular y el Dinamo era uno de los equipos que aparecían siempre en la parte alta de la clasificación. Con la invasión alemana en 1941 muchos de los jugadores se marcharon al frente o se convirtieron en prisioneros de guerra.

Los pocos supervivientes se reunían en una panadería de la ciudad para buscar trabajo. Entre un trabajo y otro Mykola Trusevych, ex portero del Dinamo, y Iosif Kordik, dueño del local empezaron a fantasear con la idea de montar un nuevo equipo. Así fue como Mikola se puso a la búsqueda de sus antigüos compañeros y fundó el FC Start con 8 jugadores del Dinamo y 3 del Lokomotiv. Se inscribieron en la liga local y jugaron y ganaron varios partidos con equipos de guarniciones militares.

Cuando ganaron al Flakelf los alemanes empezaron a preocuparse pensando que las victorias de los ucranianos podrían disminuir la moral de las tropas. El Flakelf pidió la revancha que estuvo arbitrada por un oficial de las SS. Se dice que el FC fue advertido de que ganar ese partido podría tener consecuencias. A pesar de eso, ganaron y se negaron a hacer el saludo nazi antes del partido.

El partido de la muerte. Foto de The Death Match. Forgotten heroes

Cartel de la revancha.

El partido se terminó a los 60 minutos cuando el FC Start ganaba 5 a 3. Una semana después cuando ganaron de nuevo al Rukh comenzaron a ser arrestados, torturados y mandados en centros de concentración.

“Evasión o Victoria” (Jonh Huston, 1981) es una de las pelícuals inspiradas en los hechos. En 2012 y en plena víspera de la Eurocopa se estrenó “The Match” una película del director ruso Andréi Maliukov pero parece que ésta última no mantiene todo el rigor histórico que debería, o eso dicen los historiadores ucranianos donde la peli no ha gustado nada.