Análisis de las elecciones, por Domenico Cerabona

4ºpiano está que se sale. He aquí una nueva colaboración del que se ha convertido ya en mi analista político particular, Domenico Cerabona. En este caso, por motivos de espacio, colgaré sólo la versión traducida y editada, pero para italianos y para aquél que se atreva con el original, puede hacerlo pinchando aquí.

Análisis de las elecciones del 15 de mayo. Domenico Cerabona;

En Italia somos especialistas en subirnos al carro del vencedor. Está en nuestro ADN, estamos hechos así, de hecho, casi nunca hemos terminado una guerra de la parte (perdedora) con quién la habíamos empezado. Esta característica se nota especialmente después de las elecciones. Parece que todos hayamos ganado, como mucho, algunos han empatado, pero seguro ninguno o casi ninguno ha perdido. Es realmente difícil entender bien la situación, por eso voy a probar a dar mi modesta contribución para analizarla. Partimos del presupuesto de que estoy inscrito al Pd[1], y por lo tanto tomo parte, pero esto no me impide ver como han ido las cosas (desde mi punto de vista)

Para el PD nacional y para el centro-izquieda no ha sido una victoria exaltante. Analicémoslo ciudad por ciudad.

Turín es una ciudad particular, con una gran tradición de izquierda, en Italia la llamamos, “el pueblo de Asterix”, es la única ciudad del norte en la que la Liga[2] y el PDL[3] no han tenido nunca éxito, la única gran ciudad que en los años 80 ha tenido un “gobierno” totalmente comunista.

Piero Fassino (el candidato del centro izquierda que ha ganado) ha sido Secretario provincial del PCI en los años 70/80, cuando el PCI de Turín tenía 50.000 inscritos, ha sido un gran hombre de partido, último Secretario Nacional del DS (antiguo PCI) y responsable nacional de la organización del PCI.

De hecho, la suya no era una candidatura fuerte, sino fortísima. Una candidatura estimulada con una larga campaña electoral iniciada hace 5 meses con las primarias que han llevado al centro izquierda al eje de un debate político, con la otra parte, un centro derecha, que estaba dividido internamente y no creían verdaderamente en la victoria por lo que han propuesto una candidatura débil, muy débil.

A esto hay que añadir que Fassino en los últimos tres, cuatro años ha estado completamente excluido de la dirigencia del PD, por lo tanto podemos decir que el PD nacional no puede considerar la victoria de Turín como una gran victoria para ellos.

Fassino se funde en un abrazo con el alcalde saliente después de conocer los resultados. Foto La Stampa

Fassino se funde en un abrazo con el alcalde saliente después de conocer los resultados. Foto La Stampa

Seguidores de Fassino en Palazzo Città. Foto La Stampa

Seguidores de Fassino en Palazzo Città. Foto La Stampa

 

 Milán. En Milán la historia es mucho más complicada. Es cierto que Milán en los últimos años ha siempre expresado con mayoría su agrado por el partido de Berlusconi, pero no de casualidad, la Liga ha estado siempre con niveles muy bajos. ¿Por qué? Porque Milán no es una ciudad de derechas. Milán era la ciudad de Craxi[4] y de los socialistas, no una ciudad de extrema derecha; una ciudad que ha vivido el horror de “tangentopoli”[5] de una manera particular y que es particularmente sensible a los temas judiciales y de la justicia. Es desde este punto de vista desde el que se debe mirar el resultado de las elecciones.

Pisapia, (el candidato de centro-izquierda) es una persona extraordinaria, un personaje mítico, con una personalidad impecable, una capacidad profesional universalmente reconocida y sobre todo un famoso “garantista”[6], contrario a los excesos de la magistratura. Esto le ha hecho un candidato particularmente creíble a los ojos del electorado milanés, sobre todo después de una campaña electoral extremista por parte de Moratti[7] y Berlusconi que han usado un tono demasiado alto y temas groseros; especialmente en el último clamoroso acto de campaña electoral, donde con una terrible intención intentaron demostrar que Pisapia había estado condenado por un delito que podía ser relacionado con el terrorismo rojo. Esta torpe idea de Moratti ha, en mi opinión, influenciado en muchos de esos electores que deciden su voto en los últimos dos días. Precisamente porque el pueblo milanés es contrario al “justicialismo” el gesto de Moratti ha resultado indigesto, tanto más porque Pisapia había estado condenado injustamente, víctima de un error judicial.

A todo esto añado que Pisapia no es un candidato del PD, sino que ha vencido las primarias contra el candidato oficial del PD nacional. A la luz de todo esto, valorar el resultado de Milán como una victoria me parece arriesgado.

Cartel del Pdl en Milán. Foto La Reppublica

Cartel del Pdl en Milán. Foto La Reppublica

Carteles electorales en Milán. Foto La Reppublica

Carteles electorales en Milán. Foto La Reppublica

 

Bolonia. No quiero alargarme, pero basta decir que Bolonia desde el 1948 ha sido siempre gobernada por la izquierda, menos por una breve interrupción de cinco años que tuvo lugar hace diez años y que fue por motivos particulares. La izquierda ha ganado siempre con mayoría y por lo tanto el 50’4% del candidato del PD con el “Movimiento a 5 stelle” al 10%  es casi la cara de la derrota del PD, hablemos claro.

En Nápoles, ciudad donde la izquierda ha gobernado por (20) años, el candidato oficial del PD no ha llegado ni siquiera a la segunda vuelta… creo que este resultado se comenta por sí mismo.

Hablemos de números. Comprobado que el Gobierno de Berlusconi está afrontando una crisis dramática no sólo en el Parlamento, sino también con sus aliados y en el país, si mañana cayera, ¿cuál sería la alternativa? Mirando los números de sus principales contendientes, hasta hoy, la única manera para vencerlo sería una enésima alianza de todos sus adversarios.  Un alianza que se ha ya demostrado perdedora dos veces con el gobierno de Prodi, que han sido víctimas de las múltiples contradicciones internas, con una coalición que tenía en su interior de todo, desde comunistas estalinistas hasta neo-con. En este contexto, ¿se da el caso de estar demasiado convencido de que el tiempo de Berlusconi se haya acabado? Es cierto que el PD y sus aliados han demostrado estar fuerte y tener los medios políticos para vencer. Yo no estoy, lamentablemente, del todo convencido, por lo menos no estoy convencido de que hoy por hoy se den las condiciones para decir que Berlusconi esté decayendo. El dato, sin embargo, que me llena de felicidad en estas elecciones es otro. Es el hecho de que no sea verdad que en Italia la pasión de izquierda esté muerta, es más, todo lo contrario. La verdad es que hasta hoy, los partidos de izquierda y sobre todo el PD no han sabido despertarla. Allí donde, sin embargo, el PD y sus aliados son activamente fuertes en su territorio, a través una campaña electoral que no parlara de Berlusconi pero sí de las temáticas ciudadanas y sobre todo con las elecciones mediante el método de las primarias, en tal caso el centro izquierda ha obtenido resultados excepcionales.

Espero que todos, empezando por Bersani, (cuyas primeras declaraciones, tengo que decir, que me decepcionan) deberían aprender de la experiencia de Turín y Milán y tomarla como punto de partida. El método usado hasta hoy, de perseguir a Berlusconi, se ha demostrado fallido, es hora de comenzar, recomenzar, del único modo con el que la izquierda puede y debe hacer política, desde abajo.


[1] Partido Democrático de centro-izquierda. Nota de la traducción.

[2] Partido político que cuenta con representación sólo en el norte de  Italia y el único partido representante del nacionalismo. (Nacionalismo padano) Nota de la traducción.

[3] Partido de derechas presidido por Berlusconi. Nota de la tradución.

[4] Político italiano y máximo exponente del Partido Socialista Italiano. Siendo Primer Ministro de Italia de 1983 a 1987.

[5] También llamado Mani puliti, manos limpias. Es el nombre dado por los magistrados milaneses a la investigación sobre sobornos y corrupción llevados a cabo por dirigentes de algunos partidos políticos. El proceso se llevo a cabo entre el 92 y el 94 y además de una gran conmoción popular, causó el colapso de dos de los partidos políticos más importantes del momento, el DC, (Democracia Cristiana) y el PSI, (Partido Socialista). Nota de la tradución.

[6] Garantismo: Concepción política y jurídica que pone en primer lugar la garantía de derechos y de la libertad individual ante la autoridad del Estado. Nota de la traducción.

[7] Letizia Moratti, candidata del PDL en Milán.

8 pensamientos en “Análisis de las elecciones, por Domenico Cerabona

  1. 1.- Ya sé porque Dome y yo nos entendemos tan bien en este blog: porque a los dos nos gusta hacer análisis meticulosos y ponderados sin dejarnos llevar por los grandes esquemas ideológicos ni por las consignas del momento. Me alegro de que alguien eche un poco de agua fría sobre el exceso de euforia de los que, confundiendo deseo con realidad, ven estas municipales como el primer acto de la segura caída del berlusconismo (¿a reemplazar con qué?, como se interroga agudamente Dome). El análisis del resultado milanés me parece especialmente agudo, por lo concreto; y sus reservas implícitas frente el “judicialismo” de los noventa (que en los ambientes que frecuento se ve casi como el evangelio) me parecen de lo más sugerenes.

    2.- Clara: estupenda traducción de un texto que para ti era especialmente difícil, por razones culturales. Pero como supongo que los posts pueden editarse, observo que hacia el final se te ha escapado un “parlara” (interferencia inevitable en tu diglósica actualidad) y se te han caído unas palabras del original: no se trata de “elecciones mediante el método de primarias”, sino de la “selección de los candidatos” por medio de elecciones primarias. Y no vendrían mal para el lector español un par de notas o enlaces que aclarasen que Bersani es el actual líder del PD y que el “Movimento 5 Stelle” es la marca electoral del cómico Beppe Grillo (que no sé muy bien como calificar; parece una mixtura populista-ecologista-antisistema).

    Enhorabuena a los dos, una vez más.

  2. Sono lusingato dai complimenti di Solitarius, ringrazio di cuore.

    Anche io mi complimento con Clara, soprattutto per la rapidità della traduzione, anche perchè questa volta non ho scritto pensando a rendere più agevole la traduzione, non sarei riuscito a dire quello che volevo, quindi sono impressionato, SCATENATA CLARA!

  3. un post muy enriquecedor chicos. Me ha animado a leer más sobre los partidos italianos. Dome, me encanta que a pesar de cómo la política te hierve la sangre, tengas tanto criterio y sangre fria para tratar estos temas🙂 ENHORABUENA a los dos

  4. Grazie Pepa!!! Carica

    Adesso però vogliamo, magari proprio da Solitarius, un post sulle elezioni in Spagna. Pare siano state la fine definitiva dell’ era Zapatero. O sbaglio?

  5. Pingback: Cambiare è possibile por Domenico Cerabona | 4ºpiano

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s